Cómo hacer una auditoría SEO gratis paso a paso para posicionar tu web en Google

¿Sabes cómo hacer una auditoria SEO? Estoy seguro que si te preocupa el posicionamiento de tu web te has preguntado qué más puedes hacer para mejorarlo. La solución a tus problemas es hacer una auditoria y comprobar en qué fallas.

La mayoría de gente empieza a trabajar el SEO de forma automática sin pararse a pensar realmente en qué están fallando. Esto es muy normal ya que cuando te enteras que mediante ciertas técnicas se puede mejorar el SEO de tu web las empiezas a probar para ver si funcionan de verdad.

El problema surge cuando se trabaja el posicionamiento de una web sin un análisis y una estrategia clara. Por eso, en muchos casos las técnicas de las que se hablan no funcionan como se espera y se tienda a pensar que en realidad esto del SEO es un cuento chino.

Para que tú no seas uno más de la manada, te voy a explicar cómo hacer una auditoría de tu web para que puedas ver dónde estás cometiendo los errores y cómo solucionarlos.

Las estrategias a llevar a cabo dependen mucho de los objetivos que tengas y del tipo de web. No es lo mismo posicionar un artículo que una tienda online.

Antes de nada, me gustaría que veas cuáles son las mejores herramientas SEO para hacer una auditoria.

Ahora sí, no voy a alargarte más la espera. Vamos a ver cómo hacer una auditoría SEO paso a paso.

Penalizaciones SEO

Lo primero antes de hacer nada es saber si el dominio está penalizado por alguno de los algoritmos de Google. Esto es muy importante, porque puede que estes dedicando todos tus esfuerzos en posicionar una página web y resulta que como está penalizada no consigues los resultados esperados.

Para saber si una web está penalizada suelo usar la herramienta panguin de barracuda.digital.

panguin aduitoria penalizaciones

Es muy sencilla de usar. Lo único que tendrás que hacer es permitirles el acceso a tu cuenta de Google Analytics para que te pueda mostrar la gráfica por semanas de las visitas orgánicas que recibe tu web junto con las distintas actualizaciones de los algoritmos.

Auditoría de indexación web

Otro de los puntos clave es estudiar la indexación del sitio web. Como comenté en el artículo sobre la indexación, no es recomendable indexar todos los contenidos de una web. Hay partes de tu página que no aportan ningún valor a Google.

Por ejemplo, la página del aviso sobre cookies. Todas o casi todas las páginas de cookies son iguales y además no contiene información sobre tus productos o servicios. Por lo tanto, ¿para qué hacerle perder el tiempo a Google indexando esta URL?

Para entender mejor este paso, tenemos que saber que los buscadores primero rastrean, luego indexan y después posicionan. Una vez que sabemos esto tenemos que ven qué URL están indexadas y cuáles posicionadas para posteriormente poder decidir si las páginas que tenemos indexadas son las apropiadas o si hay apartados que nos interesa indexar y no lo están.

Para empezar la auditoria de indexación es interesante usar herramientas como Screaming Frog, que simulan a los robots de Google haciendo un rastreo de la web. Screaming Frog, nos va a facilitar qué URL de nuestra web son rastreares y cuales no.

Las URL rastreables son aquellas que los robots de los buscadores son capaces de rastrear. Por el contrario, las no rastreables son aquellas que tenemos bloqueadas ya sea a través del archivo robots.txt o del archivo .htaccess.

Una vez que ya hemos comprobado que no tenemos ninguna URL importante de nuestra web bloqueada a los robots, podemos dar el siguiente paso y comprobar cuántas URL de esas que son rastreares están indexadas.

Para esto, podemos poner en el buscador el comando site:tudominio.com. De esta forma conseguimos ver los resultados que ha indexado Google.

Truco: Para descargar un excel con todos los resultados de búsqueda, si usas la herramienta SEO Quake, existe una opción que se llama exportar CSV. Mi recomendación es que en www.google.es/preferences configures para que te salgan hasta 100 resultados por páginas y te descargues cada página con SEO Quake.

Con esto, ya podemos tomar las medidas necesarias para optimizar la indexación de nuestra web. Sí tienes alguna duda sobre qué es la indexación o cómo optimizarla, a continuación te dejo un enlace al post en el que hablo sobre ello.

Qué es la indexación y cómo optimizarla

Palabras clave posicionadas

Antes de ver qué palabras clave son las adecuadas, debemos ver qué palabras clave actuales son las que nos están aportando tráfico a la web. Puede ser que ya estemos posicionados para keywords que nos estén generando un buen tráfico a la web y con optimizar un poco nos valga para aumentar considerablemente las visitas.

Dentro del Search Console, en el apartado “analítica de búsqueda” puedes ver qué palabras clave han usado los lectores para llegar a tu web.

auditoria seo palabras clave posicionadas

 

Estudio de palabras clave

Las palabras clave son la esencia del SEO. Seguro que has oído alguna vez la frase “el contenido es el rey”, y a decir verdad en cuestión SEO es el "rey". Aunque el usuario cada vez cobra más importancia, sin contenido es imposible posicionar. Las palabras clave son necesarias para que Google entienda la temática de nuestra web o blog y lo posicione para ellas.

Antes el posicionamiento web era mucho más sencillo ya que bastaba con repetir constantemente la palabra para la que te querías posicionar y conseguías subir en el ranking.

Ahora Google es mucho más inteligente y la mayoría de técnicas que antes funcionaban, ahora ya no sirven porque están penalizadas por el buscador. Además, ya reconoce palabras semánticas, por lo que permite usar un lenguaje optimizado para SEO mucho más natural.

Es necesario un estudio para ver cuáles son las palabras que mejor van a posicionar nuestro contenido. Puedes aprender más sobre esto en el artículo “cómo buscar palabras clave y cómo usarlas

Títulos SEO

Los títulos SEO deben estar optimizados usando las palabras clave que hayamos encontrado en el estudio. Cuanto más a la izquierda se sitúe la keyword mejor.

Los títulos son primordiales de cara a SEO, por lo que deben ser descriptivos de lo que se van a encontrar en la página. Además, es importante que no tenga una longitud de más de 70 caracteres ya que sino no van a caber en las SERP. La longitud recomendada es de entre 55 y 65 caracteres.

Hay que tener especial cuidado con la canibalización de palabras clave. Si tiendes a usar títulos idénticos en todas las páginas acabarás posicionando solo uno de ellos. El resto quedarán en “Para mostrarte los resultados más relevantes, hemos omitido algunas entradas muy similares”.

El título también influye en el poder de atracción del lector. Si el título es atractivo tendrá más opciones de ser clocado y por lo tanto aumentará el CTR. Recordad que ya expliqué en el artículo de Google Rankbrain que el CTR es uno de los tres pilares fundamentales del posicionamiento web.

Entonces, ¿cuál es nuestro cometido en la auditoría SEO de los títulos? Asegurarnos de que está optimizado. Es decir, que usa las palabras clave adecuadas, que su longitud es la idónea y que no se está cometiendo canibalización.

Encabezados H1, H2,…,H6

Los encabezados también son fundamentales para posicionar una web y por lo tanto también debemos asegurarnos que estén bien. Aquí también nos podemos ayudar de Screaming Frog, en dónde podemos ver todos los encabezados h1 y h2 que contiene cada URL.

Los encabezados más importantes son los H1. En principio solo debería haber uno por URL y debe llevar siempre las keywords para las que nos queramos posicionar. Tal y como pasa con los títulos, cuanto más a la izquierda se sitúen las palabras clave mejor.

Metadescripciones SEO

Aunque nunca me cansaré de decir que las metadescripciónes no influyen directamente en el ranking, sí lo hace indirectamente. Al igual que el título tiene un papel fundamental en la decisión de clicar del usuario.

Una buena metadescripción se debe componer por no más de 300 caracteres (hasta hace poco era de 155) y debe estar acompañada por iconos, combinar mayusculas y minúsculas, etc.

En definitiva debemos asegurarnos de que las metadescripciones definen bien el contenido con el que se va a encontrar el usuario y que sean llamativas para aumentar el CTR.

Estructura de URL

Las URL deben ser legibles. Es decir, no deben contener caracteres raros o ser combinaciones de símbolos y números. Google también lee las URL por lo que también es recomendable usar las palabras clave para las que queremos posicionar.

Hasta ahora no era recomendable usar stop words como “en”, “la”, “el”, etc. Sin embargo, la búsqueda por voz, cada vez más presente en nuestras vidas, puede que cambie esto. Por lo que habrá que estar atentos para no perder nuestro ranking.

Auditoria WPO

La velocidad de carga es esencial en SEO. Tener una web rápida incremente nuestro éxito de manera exponencial. Por lo que es vital que la web genere las menos peticiones posibles a las bases de datos y disponer de un buen sistema de cache.

Para saber el tiempo que tarda en cargar una web puedes hacerlo a través de herramientas como Web Page Test, Pingdom Tools o GTmetrix.

auditoria seo wpo

En el artículo “cómo optimizar WordPress” explico paso por paso los factores que cargan nuestra web y cómo solucionarlo.

Imágenes SEO optimizadas

Las imágenes son uno de los mayores problemas que nos encontramos a la hora de analizar las velocidades de carga. Es recomendable usar imágenes que sean del mismo tamaño que el espacio que van a ocupar para no afectar al tiempo de carga mediante la redimensión de las mismas.

Además, es trascendental que las imágenes estén optimizadas. Es decir, que pesen lo mínimo para que la web cargue lo más rápido posible.

Con GTmetrix, Pingdom Tools o Web Page Test, podemos ver lo que tarda cada elemento de nuestro sitio en cargar y comprobar cuánto tardan en cargar las imágenes. Además, las dos primeras, dan recomendaciones sobre qué elementos hay que optimizar. Por lo que si las imágenes pesan mucho, te indicará cuáles son para que puedas identificarlas y minimizar su peso.

Otro punto a destacar en la auditoría de imágenes, es comprobar que todos los títulos, atributos alt o alternativos y descripciones están rellenados usando las palabras clave para las que queremos posicionarnos. Esto es así, porque también es posible posicionarse en Google Imágenes y aunque el tráfico que te pueda traer sea menor, también puede darte visitas. 

En el artículo en el que hablo sobre SEO para imágenes explico todo esto con más detalle.

Sitemap y archivo robots.txt

Dentro de la auditoria SEO, también nos encontramos con el sitemap y el archivo robots.txt. Estos documentos, nos sirven para comunicarnos con Google.

Con el sitemap le estaremos indicando cómo es la estructura de nuestra web para que pueda analizarla y con el archivo robots.txt le estaremos dando instrucciones para que pueda rastrear o no nuestras URL. ¿Recuerdas que ya lo mencioné en la auditoría de indexación?

Nuestro cometido en la auditoría será comprobar que no hay ninguna URL bloqueada por robots en el sitemap y que el archivo robots.txt está optimizado para nuestra web. En otras palabras, comprobar que estemos bloqueando el rastreo a todas aquellas URL que no nos interesa que entren los robots y que todas las URL que le estamos mostrando a Google en el mapa del sitio estén libres de bloqueos.

Tengo dos artículos en el que explico cada uno de los elementos, “qué es el sitemap” y “qué es el archivo robots.txt”. Te recomiendo que les eches un vistazo para saber más sobre ellos.

Thin Content

Tenemos que comprobar que no haya indexada ninguna parte de la web que pueda ser considerada como thin content y si la hay bloquearla mediante robots y desindexarla.

El thin content, como explico en el artículo “qué es el thin content y cómo evitar ser penalizados por google", es todo aquel contenido de baja calidad o pobre. Dicho de otra forma, es todo aquel contenido que no aporta valor al usuario.

Enlaces rotos o errores 404

¿Alguna vez te has encontrado con el mensaje de "error 404 la página que busca no existe”? Es muy común disponer de enlaces internos que conduzcan a errores 404. Esto puede pasar por varios motivos, pero el más común es haber borrado un contenido que ya no quieres que siga ahí al que habías enlazado desde cualquier otro artículo o página.

En realidad tener enlaces rotos dentro de la web es un gran problema. Estas haciendo que cuando los buscadores rastreen tu web lleguen a una página que no existe gastando tu presupuesto de rastreo o crawl budget.

Para detectar estos errores hay varias herramientas. Si usas WordPress hay un plugin llamado broken link checker que te permite comprobar todos los enlaces rotos que hay en una web. Sin embargo, sabes que soy bastante maniático con usar plugins cuándo existe la posibilidad de llegar al mismo resultado sin ellos.

Por esta razón recomiendo, una vez más, usar Screaming Frog. Con él puedes detectar también los errores 404 que hay en tu web. Es más, prefiero usar esta herramienta porque me indica desde qué página se está produciendo el error para poder ir y solucionarlo.

¿Cómo se pueden solucionar estos errores? Pues haciendo una redirección a otra parte de tu web que tenga relevancia.

auditoria seo con screaming frog

Redirecciones 301 y 302

Como has podido ver en el apartado de enlaces rotos, las redirecciones son una solución muy eficaz. No obstante, hay que tener en cuenta que a veces tenemos redirecciones que ni siquiera sabemos que existen.

De igual modo que con los errores 404, Screaming Frog te permitirá saber qué apartados de tu web tienen una redirección 301 o 302. También suele pasar que cambias la URL de una web y desde otros artículos desde los que la habías enlazado creas una redirección. Por eso es recomendable hacer estas comprobaciones periódicamente.

Auditoría de link building

Me he encontrado casos en los que tras rastrear los enlaces entrantes de un sitio web, encontrarme con sorpresas como que la están enlazando desde páginas porno, casinos, etc.

Esto es lo que se llama SEO negativo. Resulta que si Google observa que existen muchos enlaces desde páginas que poco o nada tienen que ver con tu temática y que se pueden haber usado para trampear la autoridad de dominio, te penalizará.

A parte de controlar desde dónde nos están llegando los enlaces, tenemos que estudiar desde dónde crear enlaces nuevos y con qué anchor text para elaborar una estrategia de link building en condiciones.

Conclusión

Esto es básicamente todo lo que tienes que tener en cuenta a la hora de hacer una auditoria SEO de tu web. Recuerda que para llevar a cabo una buena estrategia es primordial saber en dónde se está fallando para poder subsanar los errores. Así que antes de ponerte a hacer contenido, crear enlaces, y a usar palabras clave a lo loco, estudia bien tu web y mira en qué puntos puedes mejorar.

Si esto te resulta difícil o prefieres que un especialista SEO te diga en qué estas fallando y asesore, te invito a que me escribas. Estaré encantado de ayudarte.

Profesional de Marketing Online, especialista en posicionamiento SEO, SEM y diseño Web. Socio certificado de Google. Inquieto por naturaleza y aprendiendo constantemente nuevas técnicas. Colaboro y ayudo a empresas y profesionales a conseguir mayor visibilidad en internet. Consultor de Marketing Online Freelance.

4 comentarios en “Cómo hacer una auditoría SEO gratis paso a paso para posicionar tu web en Google

  1. Gracias por el artículo, muy completo.
    Para medir la velocidad de carga me gusta usar Pagespeed Insight por dos motivos, el primero porque es de Google y segundo porque da una información muy valiosa.
    No le hago tanto caso a la puntuación como los motivos ya que en muchos casos te baja la nota por cosas que no son tan graves, pero me gusta otras valoraciones que dan.

    Un saludo

    • Hola Oscar!

      Sí la verdad es que Google Page Speed está muy bien, pero cada vez me gusta menos porque da sugerencias muy drásticas y creo que le dan mucho valor a cosas que son mínimas reduciendo las notas sustancialmente. Es verdad que es de Google y hay que tenerlo muy en cuenta. Por otro lado, GTmetrix y Pingdom Tools también dan sugerencias pero no son tan quisquillosos a la hora de dar nota, que no es que me suela fijar mucho pero de ver un 70 a ver un 90… motiva que no veas ;).

      Lo que más me importa en realidad es la velocidad y ahí creo que Web Page Test no tiene rival. Te permite ver hasta una secuencia en vídeo a cámara lenta para ver en que segundo o centésima de segundo exacto se puede ver el contenido completo. Además te hace 3 análisis para elegir el que más se asemeja a la realidad. Ten en cuenta que muchas veces haces un análisis y si el servidor justo estaba haciendo alguna acción (que no es justificación) se ralentiza un poquito más de lo normal.

      Muchas gracias por pasarte por el blog.

      Un saludo!

  2. Muy buen artículo Roberto!, una auditoría SEO muy completa. Por aportar algo, en el apartado de penalizaciones (Panda y Penguin) yo uso siteliner para analizar el contenido duplicado interno y copyscape para el contenido duplicado externo. Un abrazo, Rubén

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.